border-top: (nº >0)px double #f289c6; border-bottom: (nº >0)px double #f289c6; border-right: 0px double #f289c6; border-left: 0px double #f289c6; La Guinda de Limón : Y resultó que sí valían, sólo era mastitis

jueves, 26 de mayo de 2016

Y resultó que sí valían, sólo era mastitis

Hace uno días subí un post "quejándome" de la incapacidad de mis tetas para lactar.  Con mi primera hija las grietas y su vaguerío impidieron que continuara con lactancia más allá de los 2 meses.
Y ahora con mi hijo de nuevo grietas me estaban fastidiando y desanimando para continuar.


Lo que más me gusta de tener un blog es leer vuestros comentarios, que yo os cuente mis problemas y vosotros me contéis vuestras experiencias o puntos de vista, es un enriquecimiento total. El comentario de Silvia, la persona que esta detrás del blog "Ser Tri madre, toda una aventura" me puso tras la pista de lo que me podía pasar, según ella podía tener mastitis, desde aquí Silvia, gracias por tener unos minutos para contarme tu experiencia.

Se lo comenté a Raquel de Mysalus, una gran profesional de la enfermería y muy vinculada al tema maternal con Mysalus (ya os he hablado de esta empresa que me encanta, podéis recordar aquí) y me comentó que podría tener mastitis subclínica. 

Acudí a mi ginecólogo, me exploró y no me la dianosticó, me dio unas indicaciones para evitar las mastitis, vaciado del pecho en cada toma, si no lo hace el bebé hacerlo con el sacaleches y calor antes de poner al bebé a mamar, ya que el calor es vasodilatador y facilita que la leche salga mejor. Ojo, estos consejos son para evitar las mastitis agudas, luego os explico las diferencias. 

Como no me quedé conforme acudí a mi matrona. Le comenté que me dolía mucho los pezones, cuando se enganchaba. Me miró el enganche, porque siempre te dicen, "Eso es que no se engancha bien el bebé" y el niño se enganchaba bien y mamaba bien.
Probamos con pezonera para comprobar si me dolían menos y nada, seguían doliendo. Al final me recetó paciencia, que pronto haría callo y unos apósitos de silicona cicatrizante de Medela que ya había probado y que no me habían gustado nada el formato. Porque son como unos parches cuadrados para poner en una zona cónica como es el pezón, además no se pega por la leche y si se pega y luego te lo tienes que quitar para dar el pecho, ves las estrellas, hazte una idea que duele como si te pusieras un esparadrapo en una piel con herida. En fin, que las soluciones que me dio no me gustaron.

Desesperada porque llevaba tres semanas con grietas, aplicándome lanolina, con el pecho al aire para que cicatrizara antes y obsesionada con que él niño pusiera la boca de pez para que no me hiciera daño en la herida, me miré el pecho y me quedé loca, NO TENÍA NINGUNA GRIETA! 
Ninguno de los dos profesionales a los que acudí me habían mirado bien el pezón, si lo hubieran hecho se habrían dado cuenta que no tenía herida ninguna.



Así que acudí a mi último recurso, la matrona de mis clases de preparación al parto y del taller pos parto al que estaba acudiendo, a pesar de no ser de su centro de salud me atendió y me diagnosticó Mastitis Subclínica. Como no había teñido fiebre, me recetó unos probióticos*, Lactanza, y a esperar que hiciera efecto. Me comentó que en realidad deberían de hacerme un cultivo de leche para cerciorarnos que usamos los probióticos adecuados a la infección que tenemos en nuestra mama. 

Mi amiga Almudena, había tenido esta mastitis así que acudí a ella a preguntarle, me comentó que había un laboratorio, Probisearch, que hacía de manera privada los cultivos de leche, allí se lo habían hecho a ella gracias a un veterinario de la Universidad Complutense, Juan Miguel Rodríguez, que se había dedicado a estudiar las mastitis en las vacas, ya que producían un gran impacto económico y había analizado ya más de 10.000 mujeres con este problema.

Llamé al laboratorio para informarme con tan mala suerte que desde el 1 de abril habían dejado de hacer cultivos, según me dijeron lo habían cerrado porque ahora la Comunidad de Madrid estañaban empezándolo a hacer, debía solicitar el cultivo a mi facultativo, médico de cabecera, ginecólogo o matrona.

Sentía que estaba corriendo una carrera de fondo con obstáculos para solucionar este problema, así que con mucho ánimo por seguir amamantando, me fui a mi médico de cabecera a pedir el cultivo. Mi sorpresa fue que el médico de cabecera no tenía esa prueba en su listado de pruebas para solicitar al paciente. No tenía ni idea de estos cambios, no sabía que ahora esta prueba la hacía la seguridad social. Ahora sentía que estaba escalando el Everest y que me estaba quedando sin oxígeno.
Ella me propuso dos soluciones, derivarme al ginecólogo de la seguridad social, que podría darme cita en un mes o hacerme una carta solicitando el cultivo y acudir por urgencias al hospital donde hacían los cultivos y rezar para que el que estuviera en urgencias me lo quisiera hacer. Llamé al laboratorio de nuevo para que me dijeran qué hospitales madrileños hacían los cultivos y no obtuve respuesta, llamé y llamé y nunca me cogieron el teléfono, les escribí un mail y hasta la semana pasada no me contestaron, pero ya fue tarde.

Al final, yo como muchas mujeres que empiezan con este problema, terminé por tirar la toalla de la lactancia, ya no por mí ni por mis dolores, podía soportarlos, aunque tiene cojones guasa dar de mamar durante 7 u 8 veces diarias con dolor durante un mes y medio y seguir insistiendo en amamantar. He tirado la toalla porque mi hijo esta última semana al mamar se ponía nervioso y no quería mamar y lloraba como un desconsolado en algunas ocasiones o si mamaba bien, al terminar quería más. No sé si ésto ha sido producido por lo que le trasmitía yo cuando mamaba, por los biberones que le he dado de apoyo, aunque fuera Medela, con el mismo mecanismo de succión que el pecho, no sé por qué ha sido, pero mi lactancia se ha estropeado y ya estoy cansada de sufrir y lo que menos quiero es ver sufrir a mi hijo, llorando y no poniendo peso.

Cuando tienes un hijo te bombardean con que des el pecho, que si la lactancia materna para arriba que la lactancia materna para abajo, y a primer problema mi sensación es que nadie te ayuda, nadie porque nadie tiene ni idea. Si te duele, ya te están diciendo, ¿Se engancha bien? Paciencia que haga
callo. Hablo de los facultativos médicos, ya que si de alguien he tenido apoyo ha sido de amigas que me han contado sus expericiencias.

Por ello he montado un Charge.org para pedir que los cultivos de leche materna se hagan o soliciten desde la atención médica primaria, es decir desde los centros de salud (medicos de cabecera o matrona), tal y como se hacen con los cultivos de orina o faríngea, si tienes infección de orina o garganta, tú médico de cabecera es capaz de solicitar estas pruebas pero si tienes una mastitis, aún no saben lo que tienen que hacer y las madrileñas aún somos afortunadas, pero si eres de un pueblo recóndito, ..., estás perdida.

Por favor si estás de acuerdo vota pinchando aquí.

Te voy a enseñar cuáles son los síntomas de las mastitis para que puedas estar alerta:

Fuente: Alba Lactancia
Hoy le digo adiós a la lactancia, pero fue muy bonito mientras duró.
Gracias a todas mis amigas que me han ayudado contándome sus experiencias y me han apoyado en
esto durante estas semanas, no puedo olvidar a Alejandra de La aventura de mi embarazo y gracias por haberme incluido en el grupo,Huelva Lacta.

*Los probióticos son bacterias que aportan beneficios para el organismo.

9 comentarios:

  1. Hola! Por supuesto firmo. Pero quería comentarte una cosita. Igual es absurdo porque ya lo hayas valorado. Tu hijo ha ido cogiendo peso? Sería posible que su nerviosismo no fuera consecuencia de la mastitis ni tus nervios, sino que estáis pasando una crisis de lactancia? No soy experta, soy mamá que lleva mas de 3 años lactando a su hija, y que tiró la toalla con su hijo a los 3 meses por desconocimiento de las crisis.

    En cualquier caso, ánimo!

    ResponderEliminar
  2. Ya he firmado la petición, es increible lo despacio que van las cosas en la seguridad social, y cosas que son tan importantes como esta. Mucha suerte en tu nueva etapa, y mucho ánimo!!!

    ResponderEliminar
  3. Hola, gracias, he firmado! Mi experiencia es bastante similar. Me diagnosticaron mastitis subaguda. Saliendo del hospital, ya me moría de dolor dando el pecho a mi niño. Me compre un buen sacaleche para poder extraer leche y dárselo con biberón, ya que el dolor era insoportable. En la maternidad, y luego las matronas, me decían todos que la postura del bebe era adecuada, que no me debía de doler.. tampoco tenia muchas grietas, pero era imposible dar el pecho. Cada vez que se agarraba el niño, me dolía mucho el pezón, y después de las tomas tambien. Los días siguientes iba alternando biberón con leche materna y pecho. Y asi poco a poco, con mastitis aguda de vez en cuando, y subaguda permanentemente. El dolor se puede aguantar, saco leche cuando el bebe no come suficiente, mucha paciencia.. En un grupo de lactancia, me recomendaron hablar con Probisearch, pero igual que a ti, me dijeron que ya no hacían cultivos. Fui al medico de la seguridad social, cogieron una muestra de leche (no sabían muy bien que era lo del cultivo), y el resultado fue " bacteria normal" asi que no me recetaron antibióticos. Acudi también a un fisio especialista, me ayudó, por lo menos me dijo que mi hijo no tiene frenillo corto(causa habitual de problemas de lactancia), pero no me quita el dolor. Al final no se si tengo mastitis porque el niño mama "mal" o si es mastitis porque si..
    En fin, lo de amamantar me resulta difícil, pero ya llevamos 4 meses y medio, y quiero seguir, aunque ahora tenga que ir a trabajar :-(
    Los grupos de lactancia son de mucha ayuda, ya que en general, los médicos, pediatras, no tienen ni idea de la dificultades de las madres. En mi caso, no he conseguido aliviar totalmente del dolor, pero sin consejos, hubiera dejado de dar el pecho desde el principio.
    Mucho ánimo a todas las madres !

    ResponderEliminar
  4. Firmado!!! La lactancia es mi espinita clavada de la maternidad. Con Daniel tuve alimentación mixta casi desde el principio por ir a una mala pediatra y con Iván fue imposible por el estrés y la ansiedad que me produjo su malformación cardíaca. Lo más importante es que disfrutes de tus niños todos lo que puedas. El sistema sanitario no tiene pacientes, tiene números :_(

    ResponderEliminar
  5. He firmado tu petición! Es complicada la lactancia con tanto dolor, las he pasado de todos los colores, pero llevamos más de 2 años lactando. Muchos ánimos, la maternidad es mucho más que la lactancia. Besitos!

    ResponderEliminar
  6. Ánimo guapa!!! La lactancia no por ser natural es fácil. Es verdad que si quieres y no puedes hay personas que te hacen sentir mal por no hacer el "sacrificio" por tu hijo... Pero creo que alimentar a tu hijo debe ser una experiencia bonita y cuando se pasa dolor y agobio deja de serlo, lo que altera por completo el momento...Yo no he tenido problemas más allá de la crisis de crecimiento, pero ahora me he visto obligada a terminar con la lactancia (mi bebé tiene 5 meses) porque me tenían que operar... Varias personas me han hecho sentir mal por ello, incluso aconsejándome solicitar permiso para llevar a mi bebé conmigo una vez en planta para seguir con el pecho... ¿Cómo voy a meter en un hospital a un niño que está sano? Algunas personas pierden el norte cuando se trata de la lactancia.

    ResponderEliminar
  7. Yo también tuve mastitis lado izquierdo por dos veces lo pase mal pero en Centro el médico me pauto antibiotico y me indicó masajes y que mi bebe siga lactando y con sacaleches y después de una semana de pasarlo mal mejore hay que tener mucha paciencia.

    ResponderEliminar
  8. Yo también tuve mastitis lado izquierdo por dos veces lo pase mal pero en Centro el médico me pauto antibiotico y me indicó masajes y que mi bebe siga lactando y con sacaleches y después de una semana de pasarlo mal mejore hay que tener mucha paciencia.

    ResponderEliminar
  9. ¿Qué te voy a decir?
    Pues que ole tú, tus tetas y to tu cuerpo serrano!
    Y que firmado por supuesto!
    Un beso!

    ResponderEliminar

Anímate y deja tu comentario!